Los piratas cambian de profesión

A lo largo de esta semana se ha hablado mucho de la SGAE. En mi opinión ha sido una semana de relleno, de escaso interés y menor calidad argumental, donde diversos autores izaban la bandera de la libertad de expresión mal entendida. Y eso a pesar de que la SGAE no me merezca el más mínimo respeto por sus actuaciones, decisiones y declaraciones, situándole más al borde de la ilegalidad de lo que podría estarlo el denunciado.

Pero no quiero abordar un tema ya caduco y en el que a todos nuestro corazón toma las riendas antes que la cabeza a la hora de realizar valoraciones. Prefiero centrarme en las consecuencias colaterales que las actuaciones pseudomafiosas (y no incurro en delito porque todas se parecen sospechosamente a la extorsión -que es sino el canon- y la intimidación) de la acaparadora de la propiedad intelectual (actúa como si fuera la única asociación de autores y acapara todos los beneficios que el gobierno les otorga).

Así, esta semana hemos podido asistir a la reconversión de la que otrora fue una de las webs de piratería más conocidas y visitadas hace años: Portal Pirata.

Esta web tradicionalmente ha basado su contenido en las colecciones de elinks, convirtiéndose en una de las referencias para los usuarios de redes p2p. Algo que persé no es ilegal, pero que sí le acompaña la sombra encriminatoria de algunas asociaciones, aunque sí se sitúa en una zona gris.

Pero eso fue hace mucho tiempo, en sus inicios, y desde entonces su empresa ha ido desarrollando negocios de calidad y completamente legales, estando hoy en día, bien directamente o a través de filiales, entre las empresas más destacadas en cada uno de ellos.

Hace tiempo me comentaron que no le veían ningún sentido que con todos sus negocios ya crecidos tengan que mantener una serie de contenidos de dudosa legalidad y conflictos éticos, sobre todo con la persecución que están sufriendo este tipo de webs. Tomaron la decisión de abandonar por completo el mundo «pirata», y esto se refleja en el nuevo rumbo que toma portalpirata.com que vendrá acompañado en el futuro de una reconversión de algunas webs vinculadas a éste que aún se mantienen en esa delgada línea en la que se movían con estas webs, herencia de sus inicios hace más de 5 años.

Desde hace tiempo estoy al corriente de estos cambios, pero ha sido esta semana cuando han reconvertido los contenidos de manera abierta, pasando a un formato «blog de tecnologías». Sin duda algo que está demasiado trillado, pero cuentan con la ventaja de un elevado tráfico residual de su anterior etapa.

Lo que más llama la atención de sus servicios, en mi opinión, es el trivial, que le dota de un contenido lúdico interesante, aunque habrá que ver su aceptación transcurrido un tiempo prudencial.

Internet ha perdido una fuente de elinks que muchos quizás lloren, pero gana otro blog de tecnología y miscelaneas. En internet también existe la reinserción de los «chicos malos», y ellos se han quitado el peso que una web conflictiva puede tener sobre el que ahora es ya un grupo de empresas de internet sobradamente serio y profesional.

PortalPirata, en mi opinión hacéis bien en elegir el camino correcto y dejar atrás aquellos maravillosos años (jóvenes) que todos tuvimos. Pero, ¿todos opinarán igual? Os invito a que dejéis vuestros comentarios al respecto de este cambio de ruta.

Actualización 03/05/2015: Se han eliminado los enlaces a Portal Pirata, ya que tras los años ha pasado a otras manos y nada tiene que ver el contenido actual con lo que cita el post.

2 thoughts on “Los piratas cambian de profesión

  1. Portalpirata siempre ha tenido varias etapas a lo largo de su historia y durante cada etapa hemos ido reciclando los usuarios que al principio buscaban una cosa y luego encontraron otra y que nuestro pesar es lo que la evolución de internet a ido crivando desde hace años.

    La red libre tal como lo conocíamos prácticamente ha terminado,estamos en una nueva internet basada en otros contenidos y sobre todo en el usuario, el consumo desmesurado de materiales ilícitos cada vez está más controlado por organizaciones ‘privadas’ apoyadas por muchas adminitraciones de paises europeos.

    Aún así sigo pensando que la Industria que tanto está temblando, no le queda otra que evolucionar,,,,, son lógicas de mercado y sentido común cosas que veo que muchos no aplican dentro de esa industria y si quieren seguir viviendo de aquí al 2020 tendrán que adaptarse de hecho los propios autores ven ya el fallo de la industria y son ellos los que se lanzan a nuevos modos de comercializar su obra, sin el apoyo de SGAE.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *